Revista mexicana sobre la Naturaleza y la cultura rodeada por ella.



“La naturaleza por sí misma es sublime y elocuente.”
— Alexander von Humboldt



Ser con la Naturaleza


Encuéntranos aquí:
︎ Email
︎ Instagram
︎ Twitter
DEL HUERTO A LA MESA CON EMILY LANIADO




#ShotoniPhone

Historia y video: Mariana Cárdenas

Música por: Jaime Amilcar
Emily me contactó un día para hacer fotos de sus recetas, sin saber-yo-aún la gran experiencia llena de aprendizaje y la bella amistad que iba a formarse en ese proceso. Las primeras fotos que hice para ella fueron en su casa ubicada en Avándaro (Valle de Bravo, México) y sin conocernos es como de pronto nos encontramos en carretera platicando sobre todo aquello que nos apasiona, coincidiendo en la comida y la fotografía.

Para conmemorar el comienzo de nuestra amistad y trabajo juntas estábamos planeando desde hace tiempo regresar a Valle para crear más recetas y fotografías para ella y su proyecto, Cocinemos. Esta vez invitamos a dos personas muy especiales, Juan Pablo y Pollo.

El primer día lo dedicamos a crear fotografías con recetas que ya tenía en mente y el segundo día fue totalmente espontáneo ya que logramos, con mucha emoción, abrir un espacio para visitar Alma Tierra, ubicada en el rancho La Pausa, productor de verduras orgánicas. La idea se trataba de cosechar verduras para que Emily creara unos platillos con eso mismo, los cuales fueron, como siempre, más mágicos de lo esperado. Em tiene ese don de superar toda expectativa que tengas sobre lo que va a hacer y no necesita más de tres ingredientes para dejarte en maravilla infinita sobre su cocina.

La visita a Alma Tierra estuvo llena de texturas, colores, sabores y mucho aprendizaje sobre cómo usar las verduras a nuestro favor, como grado medicinal. Todo el tiempo estuvimos con los ojos brillando de la emoción y no podíamos esperar a ver lo que Em iba a preparar con la canasta de verduras que estaba seleccionando bajo el consejo de Armando García (ingeniero y agrónomo de Alma Tierra). Armando conoce su cosecha y conecta de una manera genuina con todo el rancho, puedes ver cómo le apasiona el tema con tan solo compartir un par de palabras al respecto.

Confieso que durante toda la visita estuve pensando en escaparme de Monterrey un rato para trabajar en Alma Tierra, presiento cómo podría aprender infinitamente en este lugar que emana paz y tranquilidad acompañadas de muchas enseñanzas.

Partimos del rancho hacia la casa de Emily la cual se encuentra dentro del bosque, rodeada por altos árboles que se mecen suave y ligeramente con el viento. Emily comenzó con los preparativos de todo lo que iba a cocinar con la reciente cosecha y en tan solo dos horas y media creó espectaculares platillos que por más sencillos que lleguen a ser abrazaban tu paladar y corazón. Emily es el claro ejemplo de que con ingredientes de calidad sumados a una visión especial, resultan en magia pura.

Estas experiencias me hacen recordar que cuando te apasiona lo que haces, todo va cayendo en su lugar, las cosas fluyen y las personas que te acompañan en ese proceso serán clave para hacer de todo esto más cálido.

¡Espero escaparme pronto a Valle de Bravo y llevarlos conmigo!